¿Cómo serán las futuras bases lunares?

¿Cómo serán las futuras bases lunares? El Equipo de Arquitectura Lunar está buscando la respuesta – el diseño debe ser capaz de soportar el lanzamiento de un cohete y las penalidades de la vida en la Luna.

Demostración de una estructura hinchable situada en el Centro de Investigación Langley de la NSA en Virginia, Estados Unidos. Una estructura similar puede enviarse a la Antártica en 2008 para ver cómo se comporta en esas condiciones extremas (Imagen: NASA/Jeff Caplan)

El equipo se encuentra sopesando varias opciones: una casa inflable que podría empaquetarse para el lanzamiento y más tarde inflarse en la superficie de la Luna usando oxígeno transportado en tanques, una estructura rígida, o una combinación de ambas. La NASA espera hacer un anuncio público sobre el trabajo de los grupos en las próximas semanas.

Los astronautas podrían regresar a la Luna en 2020. Inicialmente no estarían más de una semana, pero el objetivo final de la agencia es tener pasar periodos de seis meses en la Luna.

Allí, las temperaturas oscilan entre -233° hasta 123° Celsius y la radiación barre constantemente la superficie. Sin una gruesa atmósfera para frenarlos, como en la Tierra, los micrometeoritos impactan con fuerza en la superficie de la Luna a más de 100 000 kilómetros por hora, produciendo un polvo abrasivo llamado regolito que puede causar serios daños, dice Andy Thomas, astronauta que encabeza el Equipo de Arquitectura Lunar de la agencia.

Un hábitat lunar debe ser capaz de resistir esas condiciones y proteger a los astronautas en su interior.

Acordeones lunares

Las estructuras hinchables, hechas de materiales flexibles pero resistentes como el kevlar, serían relativamente fáciles de llevar a la Luna debido a su ligero peso. Una demostración de uno de tales hábitats fue construido por ILC Dover, en Estados Unidos, y tiene una cámara principal que se extiende a lo largo de 3,7 metros y con un volumen total de 53 metros cúbicos (ver la imagen).

Pero las pruebas sugieren que una estructura similar necesitaría ser el doble de grande para acomodar a las tripulaciones de cuatro personas que se planea que vayan a los primero “campamentos” lunares, dice Karen Whitley, que lidera el Proyecto de Estructuras Inflables de la NASA.

Algo más probable es un hábitat que usa estructuras hinchables con túneles entre robustos alojamientos para la tripulación. Una posibilidad consta de dos duras semi-capas unidas por una sección intermedia inflable que podría expandirse como un acordeón, dijo Thomas a New Scientist.

Pero cualquier tipo de estructura necesitaría estar hecha de capas que soporten los distintos tipos de peligros de la Luna, dijo Whitley a New Scientist. Dice que combinadas, estas capas podrían llegar a los 30 centímetros de grosor.

Un material ligero y altamente reflectante como el Mylar, el Kapton o el Teflón podrían resguardar de los cambios de temperatura, y podría apilar el regolito sobre el hábitat, lo que proporcionaría además protección de ka radiación cósmica y los micrometeoritos.

Capa de agua

Todo lo que necesitan los astronautas para protegerse de los letales ataques de los protones de alta energía expulsados por el Sol durante las llamaradas solares, dice Thomas, es una capa de cinco centímetros de agua. Esto podría integrarse en una estructura hinchable usando una capa similar a una bolsa llena de agua, insertada en una estructura rígida, o simplemente apilándola sobre el hábitat en tanques.

Los materiales empaquetados usados y otros desperdicios podrían apilarse contra la estructura para proporcionar incluso mayor protección. Los meteoritos mayores que un grano de polvo podrían ser rechazados por los escudos de aluminio o Kevlar como los usados en la Estación Espacial Internacional.

Pero los arquitectos lunares necesitarán desarrollar más que sólo las bases. “Tienes que tener un aterrizador que lleve las unidades habitables. Necesitas alguna forma de mover estas cosas por la superficie. Necesitas energía para lograrlo. Necesitas sistemas de comunicaciones y navegación, y necesitas tripulación”, dijo Thomas.

Dice que la NASA debería tener un diseño completo de un hábitat lunar para el año 2015. Esto dará tiempo a que se prueben los prototipos en una cámara de vacío antes de que los astronautas vuelvan a la Luna, y tengan una casa lejos de su hogar en la Tierra.


Autor: Anna Davison
Fecha Original: 9 de agosto de 2007
Enlace Original

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • StumbleUpon
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Twitter
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • Identi.ca
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Netvibes
  • Orkut
  • PDF
  • Reddit
  • Tumblr
  • Wikio

Like This Post? Share It

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *