¿Son los espejos la mejor formar de desviar los asteroides?

Un enjambre de naves con espejos orientados podrían desviar un asteroide enfocando la luz del Sol sobre su superficie (Ilustración: M Vasile et al, Universidad de Glasgow)

Enfocar la luz solar sobre un asteroide mediante espejos situados en el espacio es la mejor forma de desviar rocas espaciales que se dirijan a la Tierra, según un nuevo estudio. Los espejos derrotan en el estudio a las explosiones nucleares y a los “tractores de gravedad”, el cual comparó nueve métodos distintos de desvío.

Los asteroides de más de 5 kilómetros de diámetro – tales como el que acabó con los dinosaurios – golpean la Tierra una vez cada 6 millones de años. Pero rocas menores con amplitudes de aproximadamente 140 metros nos golpean más a menudo, aproximadamente una vez cada 5000 años, y pueden provocar daños significativos.

Ahora, los investigadores liderados por Massimiliano Vasile de la Universidad de Glasgow en Escocia han comparado nueve de los muchos métodos propuestos para salvaguardarnos de tales objetos, incluyendo el hacerlos estallar con explosiones nucleares.

El equipo valoró los métodos de acuerdo a tres criterios de rendimiento: la cantidad de cambio que cada método provocaría en la órbita del asteroide, la cantidad de tiempo de aviso necesario y la masa de la nave necesaria para realizar la misión.

El método que quedó como mejor clasificado fue el de un enjambre de naves portando espejos. Las naves serían lanzadas desde la Tierra para rondar cerca del asteroide y concentrar la luz solar en un punto de la superficie del asteroide.

Evaporar la superficie

De esta forma, calentarían la superficie del asteroide a más de 2100° C, suficiente para empezar a evaporarlo. Conforme el asteroide comienza a expulsar gases, éstos crearían un impulso en la dirección opuesta, alterando la órbita del asteroide.

Los científicos encontraron que 10 de estas naves, cada una portando un espejo hinchable de 20 metros de ancho, podría desviar un asteroide de 150 metros en aproximadamente seis meses. Con 100 naves, llevaría sólo unos pocos días, una vez que las naves estuviesen en posición.

Para desviar un asteroide de 20 kilómetros, aproximadamente el tamaño del que acabó con los dinosaurios, se necesitaría el trabajo combinado de 5000 naves espejo concentrando la luz solar en el asteroide durante tres años o más.

Vasile admite que lanzar y controlar 5000 naves es una posibilidad desalentadora. “Debo decir honestamente que 5000 es verdaderamente mucho”, dijo a New Scientist. Pero lanzar unas pocas docenas para desviar un asteroide más pequeño está dentro de nuestras posibilidades, apuntando que un número similar de estas naves fueron lanzadas para crear el Sistema de Posicionamiento Global (GPS).

Los espejos quedan por delante de la llamada opción del tractor gravitatorio, en el cual una nave simplemente vuela junto al asteroide y lo empuja fuera de su curso usando la diminuta fuerza de la gravedad de la propia nave.

Más tiempo

“El problema con el tractor gravitatorio es que esencialmente lo que tienes es una nave con un bajo impulso que está empujando al asteroide”, dice Vasile. “El tirón gravitatorio, para la misma masa en el espacio, requiere más tiempo”, y mueve el asteroide en menor medida.

La opción de la explosión nuclear tenía una puntuación similar a la de los espejos en las clasificaciones. Pero el equipo dice que es menos deseable por otras razones, tales como la posibilidad de que el asteroide se rompiese en fragmentos que pudiesen golpear la Tierra.

Pero Clark Chapman del Instituto de Investigación del Suroeste en Boulder, Colorado, Estados Unidos, dice que clasificar las opciones basándose en lo que da el mejor golpe y lleva menos tiempo es una idea equivocada.

El tipo de asteroide con el que los humanos más probablemente tendrán que tratar está en el rango de los 50 a 100 metros de tamaño. Chapman dice que tales rocas espaciales requieren relativamente poco esfuerzo para ser movidas, y argumenta que la búsqueda de objetos cercanos a la Tierra (NEOs) probablemente los encontrará muchos antes de que puedan impactar con la Tierra.

Controlable y seguro

La forma adecuada de clasificar esto es “dar un peso para adecuar las formas de desviar un NEO de los tamaños más probables que esperemos encontrar, y hacerlo de una forma segura y “, dijo Chapman a New Scientist.

La mejor aproximación puede ser embestir el asteroide con una nave para proporcionar la mayor parte del cambio necesario, y seguidamente con un tractor gravitatorio hacer cualquier pequeño ajuste necesario, dice.

“Embestir el asteroide con una nave aún se considera como la solución de referencia por su simpleza, aunque las consecuencias de un impacto son menos predecibles y controlables que con los espejos”, dice Vasile. “Si podemos realizar la misma tarea con un coste de lanzamiento menor y mayor flexibilidad temporal, ¿por qué íbamos a intentar otra cosa? La idea de los espejos puede ser escalable hacia abajo todo lo que queramos—es controlable y factible tecnológicamente”.

Dan Durda, también del Instituto de Investigación del Suroeste, está de acuerdo en que la idea de los espejos no debería descartarse prematuramente. “Creo que necesitamos tener un montón de herramientas en la caja y la opción de los espejos tiene un lugar para considerarse en la mesa de opciones”, dijo a New Scientist.

Colisión a alta velocidad

Esta no es la primera vez que los científicos proponen usar espejos para desviar un asteroide. En 1993, Jay Melosh de la Universidad de Arizona en Tucson, Estados Unidos, propuso usar un espejo muy grande desplegado por una única nave para este propósito.

El equipo de Vasile presentó sus hallazgos recientemente en el Observatorio Jodrell Bank en Macclesfield, Reino Unido, como parte de las celebraciones del 50 aniversario del lanzamiento del Sputnik.

Otras opciones consideradas en el estudio incluyen:

  • Impactador cinético: Embestir el asteroide a alta velocidad con una nave
  • Conductor de masa: Cavar y arrojar piezas del asteroide al espacio, empujando al asteroide en la dirección opuesta
  • Propulsión: Empujar al asteroide usando un impulsor unido a la superficie (versiones de alto empuje y de bajo empuje)
  • Efecto Yarkovsky: Pintar el asteroide para mejorar el efecto Yarkovsky, en el cual la irregular radiación del calor en el asteroide lo empuja preferentemente a una dirección concreta.

Autor: David Shiga
Fecha Original: 9 de octubre de 2007
Enlace Original

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • StumbleUpon
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Twitter
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • Identi.ca
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Netvibes
  • Orkut
  • PDF
  • Reddit
  • Tumblr
  • Wikio

Like This Post? Share It

Comment (1)

  1. [...] ¿Son los espejos la mejor formar de desviar los asteroides?www.cienciakanija.com/2007/10/22/%c2%bfson-los-espejos-la-me… por zugzwang hace pocos segundos [...]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *