Estrella se come a otra estrella y forma planetas a partir de las migajas

Chorros de materia fluyendo desde la estrella BP Piscium, en una imagen realizada con el telescopio de 3 metros del Observatorio Lick (Imagen: Marshall Perrin/UCLA/James Graham/UC Berkeley)

Una inusual estrella puede haberse tragado a su compañera y eructar una nube de formación planetaria como resultado, según informa un nuevo estudio.

La estrella, conocida como BP Piscium, está rodeada de un grueso disco de gas y polvo del cual parece estar absorbiendo nuevo material a una razón asombrosa.

Estas propiedades son típicas en las estrellas jóvenes, pero BP Piscium parece ser mucho mayor, basándonos en las débiles señales de litio en su espectro luminoso. Las estrellas jóvenes están repletas de litio, pero se destruye con los años.

Un equipo de científicos liderado por Carl Melis de la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA), Estados Unidos, informó de la inusual estrella en una reunión de la Sociedad Astronómica Americana en Austin, Texas, Estados Unidos, en enero.

Ahora Benjamin Zuckerman, también de UCLA, junto con Melis y otros han publicado un estudio más detallado sobre la estrella.

Los investigadores creen que la estrella es de edad media, habiendo agotado el hidrógeno de su núcleo y creciendo para convertirse en una gigante.

La distancia de BP Piscium no se ha medida de forma directa, pero las observaciones la colocan como una estrella de aproximadamente 1,8 veces la masa del Sol y que está a 1000 años luz de distancia. Basándonos en esta distancia, calculan que el disco de polvo de la estrella contiene una masa aproximada de 50 Tierras.

Para explicar la presencia del disco de polvo, los astrónomos sugieren que cuando la estrella comenzó a crecer para convertirse en una gigante roja, su atmósfera absorbió a una estrella compañera. La compañera, orbitando en la atmósfera de la estrella principal, generaría ese gas, arrojándolo para crear un disco.

El disco podría entonces formar planetas, de la misma forma que lo hacen los discos alrededor de las jóvenes estrellas.

Además de BP Piscium, los astrónomos han identificado otra estrella vieja con un disco de polvo, conocida como TYCHO 4144 329 2, la cual puede haber pasado por un escenario similar.

El equipo ahora ha observado las dos estrellas con el Telescopio Espacial Hubble, y aún están analizando los resultados. También intentar hacer observaciones con el Observatorio de Rayos-X Chandra.

“Chandra con algo de suerte no dirá más sobre la edad de los sistemas”, dijo Melis a New Scientist. Las estrellas más jóvenes tienen más actividad de rayos-X que las más viejas.


Autor: David Shiga
Fecha Original: 8 de febrero de 2008
Enlace Original

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • StumbleUpon
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Twitter
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • Identi.ca
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Netvibes
  • Orkut
  • PDF
  • Reddit
  • Tumblr
  • Wikio

Like This Post? Share It

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *