Mensajes de la Tierra enviados a un mundo alienígena

ComparteTweet about this on TwitterShare on FacebookEmail this to someoneShare on Google+Share on RedditShare on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrPrint this page

La poderosa escena de apertura de la película “Contact (Contacto)” presenta señales de radio y televisión de la Tierra adentrándose en el espacio. Más tarde en la película, horriblemente, una de esas señales — un discurso televisado de Adolf Hitler — es devuelto como respuesta. ¿Podría realmente suceder? ¿Podría una civilización alienígena “encontrarnos” a partir de nuestro ruido inherente? O, si queremos que otras vidas inteligentes sepan que estamos aquí, ¿tendremos que tomar una aproximación más proactiva o agresiva? Tal vez lo descubramos. Hoy, unos mensajes lanzados desde la Tierra fueron dirigidos específicamente a un mundo alienígena que se considera capaz de soportar vida, el planeta Gliese 581c, una “súper-Tierra” situada aproximadamente a 20 años luz de nosotros. La red social Bebo patrocinó una competición entre jóvenes para que compartiesen sus visiones y preocupaciones sobre la vida en la Tierra, y los mensajes ganadores fueron transmitidos esta mañana desde un radiotelescopio en Ucrania. Bebo estuvo asesorado por el Dr. Alexander Zaitsev, quien dice que la única forma de que nos encuentre una civilización alienígena es si nos hacemos conocer por nosotros mismos.

501 imágenes, dibujos y mensajes de textos fueron traducidos a formato binario y lanzados al espacio durante las cuatro horas y media de transmisión desde el enorme telescopio radar RT-70 en Evpatoria, Ucrania, normalmente usado para seguimiento de asteroides.

La transmisión se inició a las 0600 GMT del 9 de octubre. Oli Madgett, de la compañía de comunicación RDF Digital que inició la idea, dijo que el mensaje “llegó a la Luna en 1,7 segundos, a Marte en apenas 4 y dejará nuestro Sistema Solar antes del desayuno de mañana”. La compañía pagó la factura de 40 000 dólares por la transmisión.

El mensaje debería alcanzar el sistema Gliese aproximadamente para 2029. Cualquier respuesta a los mensajes probablemente no alcanzarían la Tierra en 40 años.

El intento de Bebo trataba de poner de manifiesto las preocupaciones que tienen los jóvenes sobre el futuro de la Tierra, e intentar generar interés por la exploración espacial. El portavoz de Bebo Mark Charkin dijo, “Un ‘Mensaje desde la Tierra’ presenta una oportunidad a los nativos digitales actuales…de reconectar con la ciencia y el amplio universo de una forma simple, divertida y envolvente”.

El Dr. Zaitsev fue consultor del proyecto, y es uno de los expertos mundiales en comunicación por radio interestelar y Científico Jefe del Instituto de Radioingeniería y Electrónica, en la Academia Rusa de Ciencias. Sus primeros trabajos ayudaron a diseñar e implementar dispositivos de radar para estudiar Mercurio, Venus y Marte y la búsqueda por radar de asteroides cercanos a la Tierra. Finalmente, se ha centrado en la mensajería de radio interestelar, y lo que llama METI – Mensajería de Inteligencia Extra Terrestre.

“La emisión de una radio televisión comercial es mucho más débil que una señal de radar sonoro coherente, tales como el Radio Telescopio de Arecibo o el Radar del Sistema Solar Goldstone”, dijo Zaitsev a Universe Today. “La emisión es apenas detectable contra un fondo de emisiones solares de radio. No digo que alguna poderosa civilización súper-agresiva no pueda detectar nuestras emisiones, no obstante”

Como oposición a SETI, la Búsqueda de Inteligencia Extraterrestre, METI toma una aproximación más proactiva. En su artículo “Argumentando sobre METI”, Zaitsev y dos colegas escribieron, “Es posible vivir en una galaxia donde todo el mundo esté escuchando y nadie hablando. Para aprender sobre la existencia – y la ciencia – de otros, alguien debe hacer el primer movimiento”.

Zaitsev ha estado implicado en varias transmisiones deliberadas al espacio en espera de hacer un contacto. “De otra forma”, dijo, “los centros de inteligencia están condenados a permanecer como solitarias civilizaciones no observadas”.

METI, así como el proyecto Bebo, toma una aproximación totalmente opuesta al recientemente formado WETI – Wait for Extra Terrestrial Intelligence (Espera de Inteligencia Extraterrestre).


Autor: Nancy Atkinson
Fecha Original: 9 de octubre de 2008
Enlace Original

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *