Los físicos encuentran pistas del nacimiento de planetas en campos magnéticos

ComparteTweet about this on TwitterShare on FacebookEmail this to someoneShare on Google+Share on RedditShare on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrPrint this page

Un equipo de físicos del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) y de la Universidad de Toronto (UT) han encontrado nuevas pistas en los campos magnéticos de antiguos meteoritos sobre las condiciones de inicio del Sistema Solar.

“Sucedieron algunas cosas sorprendentes con los planetesimales durante la formación del Sistema Solar”, dijo el Profesor Sabine Stanley del Departamento de Física de la UT, uno de los coautores del estudio que se publicará en Science el 31 de octubre.

Los planetesimales son trozos de roca que colisionaron para formar planetas.

“Demostramos que es probable que algunos planetesimales se fundieran, se diferenciaran en núcleo, manto y corteza y tuviesen dinamos activas – el mecanismo por el cual los planetas general campos magnéticos – durante cortos periodos de tiempo en los inicios del Sistema Solar. Esto significa que los planetesimales pueden haber sido más parecidos a mini-planetas que a simples trozos de roca errantes.

“Hemos sabido desde hace mucho tiempo que el polvo y escombros de un disco alrededor del Sol colisionaban y se unían formando rocas cada vez mayores y finalmente los planetas que conocemos hoy. Lo que es nuevo en este estudio es que hemos encontrado que incluso los objetos que son mucho menores que planetas – de apenas 160 kilómetros de diámetro aproximadamente – podrían fundirse casi por completo y tener núcleos capaces de generar campos magnéticos”, dijo Stanley.

Esta fusión total de planetesimales provocó que sus constituyentes se separasen, con los materiales más ligeros, incluyendo silicatos, flotando en la superficie y formando finalmente una corteza, mientras que los materiales ricos en hierro más pesados caían hacia el núcleo, donde comenzaron a girar produciendo una dinamo magnética. La corteza registró el campo magnético de los planetesimales conforme se enfriaba y trozos de esta corteza se convirtieron finalmente en meteoritos que cayeron a la Tierra. Los investigadores identificaron potentes campos magnéticos producidos por tal dinamo en un grupo de antiguos meteoritos llamados Angritas. Algunas de estas rocas se formaron apenas tres millones de años tras el nacimiento del Sistema Solar hace 4568 millones de años.

“Esto supone el final de un largo camino en la resolución del misterio del magnetismo en meteoritos”, dijo Stanley.

El autor principal del artículo de Science es Benjamin Weiss del MIT. Otros coautores del MIT incluyen a Linda Elkins-Tanton, Profesora Mitsui de Ayuda en el Desarrollo de Carrera de Geología, el científico investigador Eduardo Lima, el investigador de posdoctorado Laurent Carpozen y el estudiante James Berdahl.


Autor: Kim Luke
Fecha Original: 30 de octubre de 2008
Enlace Original

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *