Un nuevo elemento químico en la tabla periódica

ComparteTweet about this on TwitterShare on FacebookEmail this to someoneShare on Google+Share on RedditShare on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrPrint this page
El equipo internacional de investigadores presentes en el descubrimiento del elemento 112

El nuevo elemento 112 descubierto en el GSI ha sido reconocido oficialmente.

El elemento 112, descubierto en el GSI Helmholtzzentrum für Schwerionenforschung (Centre de Investigación de Iones Pesados) en Darmstadt, ha sido oficialmente reconocido como un nuevo elemento por la Unión Internacional de Química Pura y Aplicada (IUPAC). La IUPAC confirmó el reconocimiento del elemento 112 en una carta oficial al jefe del equipo del descubrimiento, el Profesor Sigurd Hofmann. La carta además pide a los descubridores que propongan un nombre para el nuevo elemento. Su sugerencia se enviará en las próximas semanas. En aproximadamente 6 meses después de que la propuesta del nombre haya sido evaluada por la IUPAC, el elemento recibirá oficialmente su nombre. El nuevo elemento es aproximadamente 277 veces más pesado que el hidrógeno, lo que lo hace el elemento más pesado de la tabla periódica.

“Estamos encantados de que el sexto elemento – y de esta forma todos los elementos descubiertos en el GSI durante los últimos 30 años – haya sido reconocido oficialmente. Durante las próximas semanas, los científicos del equipo de descubrimiento deliberarán sobre el nombre del nuevo elemento”, dice Sigurd Hofmann. 21 científicos de Alemania, Finlandia, Rusia y Eslovaquia estuvieron implicados en el experimento del nuevo elemento 112.

Ya en 1996, el equipo internacional del Profesor Sigurd Hofmann creó el primer átomo con el acelerador del GSI. En 2002, fueron capaces de producir otro átomo. Posteriores experimentos en la instalación del acelerador japonés RIKEN produjeron más átomos del elemento 112, confirmando inequívocamente el descubrimiento del GSI.

Para producir átomos del elemento 112, los científicos aceleraron átomos de zinc cargados – iones de zinc para abreviar – con la ayuda de un acelerador de partículas de 120 metros de largo en el GSI y “disparándolos” sobre una diana de plomo. Los núcleos de zinc y plomo se unieron en una fusión nuclear para formar el núcleo de un nuevo elemento. Tiene un número atómico de 112, de aquí su nombre provisional de “elemento 112”, que es la suma total de los números atómicos de los dos elementos iniciales: el zinc que tiene un número atómico de 30 y el plomo de 82. El número atómico de un elemento indica el número de protones de su núcleo. Los neutrones que también están situados en el núcleo no tienen efectos en la clasificación del elemento. Son los 112 electrones, los cuales orbitan el núcleo, los que determinan las propiedades químicas del nuevo elemento.

Desde 1981, los experimentos en el acelerador del GSI han arrojado el descubrimiento de seis elementos químicos, los cuales portan los números atómicos del 107 al 112. El GSI ya ha dado nombre oficialmente a cinco elementos reconocidos del 107 al 111: el elemento 107 se conoce como Bohrio, el 108 Hassio, el 109 Meitnerio, el 110 Darmstadtio, y el 111 Roentgenio.

Actualización 18 de julio de 2009: El nuevo elemento recibe el nombre de Copernicio



Fecha Original: 10 de junio de 2009
Enlace Original

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *