Pueden existir océanos de diamante líquido en Urano y Neptuno

Urano

Científicos explican cómo puede ser posible que los planetas Urano y Neptuno tengan océanos de diamante líquido.

La investigación se llevó a cabo tomando medidas detalladas del punto de fusión del diamante. Cuando se funde un diamante se comporta como el agua durante su congelamiento y fusión, con formas sólidas flotando sobre la forma líquida. El diamante es un material muy duro, lo que hace difícil su fusión. Medir el punto de fusión del diamante es muy difícil debido a cuando se calienta a temperaturas tan altas el diamante cambia a grafito.

Dado que es el grafito y no el diamante lo que se vuelve líquido, los científicos se enfrentaban al problema de fundir el diamante sin convertirlo en grafito.

Los científicos solventaron este problema exponiendo el diamante a presiones extremadamente altas atacándolo con lásers. El diamante se licuó a presiones 40 millones de veces superiores a las que se encuentran al nivel del mar en la Tierra.

Cuando la presión baja a 11 millones la del nivel del mar en la Tierra y la temperatura cae a 50 000 grados, empiezan a aparecer trozos de diamante.

Los científicos descubrieron algo que no esperaban, después de que dejase de caer la presión, la temperatura del diamante seguía siendo la misma, formándose cada vez más trozos de diamante. Los pedazos de diamante no se hundían, sino que flotaban sobre el diamante líquido, creando icebergs de diamante.

Estas temperaturas y presiones ultra-altas se hallan en los enormes planetas gigantes gaseosos como Neptuno y Urano.

Neptuno y Urano se estima que están formados por carbono en un 10 por ciento. Un gran océano de diamante líquido podría desviar o inclinar el campo magnético con respecto a la alineación con la rotación del planeta.

La única forma que tienen los científicos de saber con seguridad si existe el diamante líquido en estos planetas gaseosos gigantes es enviando una nave científica a uno de ellos o simulando las condiciones en la Tierra. Ambos métodos serían muy caros y necesitarían años de preparación.

El artículo se ha publicado en la revista Nature Physics.


Más información: Nature Physics 6, 9-10 (1 de enero de 2010); doi:10.1038/nphys1491

Autor: John Messina
Fecha Original: 18 de enero de 2010
Enlace Original

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • StumbleUpon
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Twitter
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • Identi.ca
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Netvibes
  • Orkut
  • PDF
  • Reddit
  • Tumblr
  • Wikio

Like This Post? Share It

Comments (7)

  1. Mira, ya tienen una excusa para decir que el Universo les sale rentable. Si así fuera, me parece que mandarían naves de 10 en 10… :D

    Saludos.

  2. regalele a su mujer un diamanta directo de neptuno. (infomercial del año 2500) XD

  3. Bueno como dice nos queda enviar nave para saber mas de estos planetas. Pucha demoraria el costo y tiempo, para eso momento no estare vivo presente.

  4. Pueden existir océanos de diamante líquido en Urano y Neptuno…

    Científicos explican cómo puede ser posible que los planetas Urano y Neptuno tengan océanos de diamante líquido….

  5. Alescu

    El diamante es caro por que es escaso. Si existiera un océano de diamante pasaría a valer lo que vale el agua.

  6. No! Es caro porque es duro!

  7. Bueno, lo cierto es que siempre es más caro lo que no abunda. Ejemplos de ello tenemos a miles en cualquiera de los terrenos que lo podamos mirar: El Uranio 235 por ejemplo, al ser sólo el 7 por 1.000 de todo el Uranio existente en la Tierra (el resto es Uranio 238), es muy caro. Claro que, el U235 es material fusionable y el U 238, no lo es.

    De todas las maneras, todo depende no de la perspectiva con que miremos las cosas y, de seguro que, en algunos casos, la situación es la que manda: Todos cambiaríamos un diamante por un vaso de agua…, en el desierto.

    Por otra parte, de qué nos vamos a asombrar ya, sabiendo que en Titán existen océanos de metano, que han encontrado planetas de diamante, y que existen estrellas de Carbono… ¡cualquier cosa que podamos imaginar! será posible en este vasto Universo.

    De todos estos enigmas que cada día nos ponen delante, el que más me llama la atención es el de la Vida en otros Mundos. ¿Conocemremos alguna vez, con certeza, su existencia?

    Yo apostaría por el SÍ.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *