Repetidas explosiones masivas detuvieron la formación estelar en los inicios del universo

ComparteTweet about this on TwitterShare on FacebookEmail this to someoneShare on Google+Share on RedditShare on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrPrint this page

Evento catastrófico

Los científicos han encontrado pruebas de un evento catastrófico que creen que es el responsable de detener el nacimiento de estrellas en una galaxia en los inicios del universo. De acuerdo con sus hallazgos, apenas 3000 millones de años tras el Big Bang, una galaxia masiva estalló en una serie de ráfagas billones de veces más potentes que cualquiera causada por una bomba atómica. Las ráfagas tuvieron lugar cada segundo durante millones de años. “Estamos mirando al pasado y viendo un evento catastrófico que, básicamente, desactivó la formación estelar y detuvo el crecimiento de una galaxia masiva normal en el universo local”, dijo el autor principal el Dr. Dave Alexander de la Universidad de Durham.

Usando el Espectrómetro de Campo Integral del Infrarrojo Cercano del Observatorio Géminis (NIFS), los científicos observaron a SMM J1237+6203 y notaron propiedades observadas en otras galaxias masivas cerca de nuestra Vía Láctea, lo cual sugiere que un gran evento apagó rápidamente la formación estelar en las primeras galaxias y detuvo su expansión.

Este evento catastrófico tuvo lugar cuando el universo tenía un cuarto de su edad actual. Las explosiones dispersaron el gas para formar nuevas estrellas, ayudando a que escapara del tirón gravitatorio de la galaxia, regulando su crecimiento, añaden los científicos.

Creen que la enorme oleada de energía fue provocada por el flujo hacia fuera de los restos del agujero negro de la galaxia, o de potentes vientos generados por estrellas moribundas llamadas supernovas.

Los teóricos, incluyendo a científicos de la Universidad de Durham, han defendido que esto podría deberse a los flujos de energía hacia el exterior que azotan la galaxia y evitan que se formen nuevas estrellas, pero hasta ahora no ha habido pruebas de esto. El equipo espera que los nuevos hallazgos puedan incrementar nuestra comprensión sobre la formación y desarrollo de galaxias.

“Efectivamente, la galaxia está regulando su crecimiento evitando que nazcan nuevas estrellas”, dice Alexander. “Los teóricos habían predicho que un enorme flujo de energía estaba tras esta actividad, pero es ahora cuando lo hemos visto en acción. Creemos que un flujo similar detuvo el crecimiento en otras galaxias de los inicios del universo desplazando los materiales necesarios para la formación estelar”.

El equipo de Durham planea ahora estudiar otras galaxias de formación estelar masiva en los inicios del universo para ver si muestran características similares.

La investigación se publica en la revista Monthly Notices of the Royal Astronomical Society.



Autor: Nancy Atkinson
Fecha Original: 9 de marzo de 2010
Enlace Original

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *