¿Nuestro universo dentro de otro universo mayor?

ComparteTweet about this on TwitterShare on FacebookEmail this to someoneShare on Google+Share on RedditShare on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrPrint this page

Agujero negro

¿Podría nuestro universo estar dentro del interior de un agujero de gusano y el cual es parte de un agujero negro que se encuentra dentro de un universo mucho mayor?

El físico teórico de la Universidad de Indiana (IU) Nikodem Poplawski en una investigación publicada en “Physics Letters B” usa un modelado matemático Euclidiano para sugerir que todos los agujeros negros pueden tener agujeros de gusano dentro de los cuales existen universos creados a la vez que los agujeros negros.

Tal escenario en el cual nace un universo dentro de un agujero de gusano (también conocido como Puente de Einstein-Rosen) se sugiere en un artículo del físico teórico de la Universidad de Indiana en la revista Physics Letters B. La versión final del artículo está disponible on-line desde el 29 de marzo y se publicará en la edición de la revista del 12 de abril.

Poplawski aprovecha un sistema de coordenadas Euclidiano conocido como coordenadas isotrópicas para describir el campo gravitatorio de un agujero negro y modelar el movimiento geodésico radial de una partícula masiva dentro del agujero negro.

Durante el estudio del movimiento radial a través del horizonte de eventos (el límite del agujero negro) de dos tipos de agujeros negros – Schwarzschild y Einstein-Rosen, ambos siendo soluciones legítimas de la relatividad general – Poplawski admite que sólo el experimento o la observación pueden revelar el movimiento de una partícula que cae en un agujero negro real. Pero también señala que dado que los observadores sólo pueden ver fuera del agujero negro, el interior no puede observarse a menos que el observador entre o resida en él.

“Esta condición se satisfaría si nuestro universo estuviese dentro de un agujero negro que a su vez residiera en un universo mayor”, dice. “Debido a que la Teoría de la Relatividad de Einstein no escoge una orientación temporal, si un agujero negro puede formarse a partir del colapso gravitatorio de materia a través de un horizonte de eventos en el futuro, es posible también invertir el proceso. Tal proceso describiría la explosión de un agujero blanco: materia que surge de un horizonte de eventos en el pasado, como el universo en expansión”.

Un agujero blanco está conectado con uno negro a través de un puente de Einstein-Rosen (agujero de gusano) y es, hipotéticamente, la inversión temporal de un agujero negro. El artículo de Poplawski sugiere que todos los agujeros negros astrofísicos, no sólo los de Schwarzschild y Einstein-Rosen, pueden tener puentes de Einstein-Rosen, cada uno de ellos con un universo en su interior que se formó simultáneamente con el agujero negro.

“A partir de esto se sigue que nuestro universo podría haberse formado dentro de un agujero negro que existe en otro universo”, señala.

Continuando el estudio del colapso gravitatorio de una esfera de polvo en coordenadas isotrópicas, y aplicando la actual investigación a otros tipos de agujeros negros, se ve que el nacimiento del universo dentro del interior de un agujero negro Einstein-Rosen podría evitar los problemas vistos por los científicos con la teoría del Big Bang y el problema de pérdida de información de los agujeros negros, el cual afirma que toda la información sobre la materia se pierde cuando pasa por el horizonte de eventos (a su vez desafiando las leyes de la física cuántica).

Este modelo de coordenadas isotrópicas del universo como un agujero negro, podría explicar el origen de la inflación cósmica, teoriza Poplawski.

Poplawski es investigador asociado al Departamento de Física de la IU. Ostenta un máster y un doctorado en física de la Universidad de Indiana y un máster en astronomía por la Universidad de Varsovia en Polonia.


Fecha Original: 5 de abril de 2010
Enlace Original

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *