La Casa Blanca desvela su nueva política espacial

ComparteTweet about this on TwitterShare on FacebookEmail this to someoneShare on Google+Share on RedditShare on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrPrint this page

Presidente Barack ObamaLa Casa Blanca ha lanzado una política general espacial para los Estados Unidos, una que tiene como objetivo impulsar la cooperación internacional y reitera los planes de enviar estadounidenses a visitar un asteroide en 2025.

La política espacial de 14 páginas llega más allá de los planes del Presidente Barack Obama para la NASA – que cambiaría el objetivo del vuelo espacial humano estadounidense, de la Luna a la visita de asteroides y Marte, de acuerdo con un plan desvelado en Febrero – tocando futuras necesitadas de observación desde la Tierra, basura espacial y seguridad espacial.

“Publicamos una nueva política nacional espacial, diseñada para reforzar el liderazgo estadounidense en el espacio mientras que se fomentan recompensas aquí en la Tierra”, dijo el Presidente Obama en un comunicado el lunes. “Porque incluso aunque continuemos centrándonos sin descanso en los serios retos a los que se enfrenta nuestra hogar, nuestro éxito a largo plazo y liderazgo como nación, demanda que no perdamos la visión de las promesas del futuro”.

La cooperación internacional es clave en todos estos frentes incluidos en la nueva política espacial, dijeron los funcionarios de la Casa Blanca.

“Si hay un tema realmente central es la cooperación internacional, que se entrelaza con la nueva política y es nuestro principal énfasis para el logro de nuestros objetivos en el espacio”, dice Barry Pavel, director senior de política y estrategia de defensa para el Consejo de Seguridad Nacional.

La lista de tareas pendientes

Una cooperación más robusta será vital para el desarrollo de sistemas más exhaustivos de seguimiento del cambio climático y del clima espacial desde la órbita, así como mantener un ojo sobre el creciente riesgo de colisiones con basura espacial y otros vehículos, dicen los funcionarios de la Casa Blanca.

La nueva política espacial nacional reitera la propuesta del Presidente Obama de una nueva dirección para la NASA, que convoca a la agencia espacial a misiones más allá de la órbita baja de la Tierra – tales como un asteroides – para 2025 con el objetivo de enviar astronautas a Marte a mediados de la década de 2030.

Obama propuso un cambio de curso en la NASA en febrero, el cual incluye la cancelación del programa Constellation de la agencia para fabricar cohetes y naves para volver a llevar astronautas a la Luna, y en abril anunció el objetivo de explorar asteroides para 2025.

La Estación Espacial Internacional, para la que se propuso el final de su vida orbital en 2015, se ha extendido hasta 2020 bajo el nuevo plan.

“La NASA tiene un papel clave en el logro de los objetivos definidos en la nueva política”, dijo el jefe de la NASA Charles Bolden el pasado lunes. “Estamos comprometidos a trabajar con otras agencias, industria y socios internacionales para lograr objetivos nacionales en la exploración – humana y robótica – y el desarrollo de tecnología que asegure un robusto futuro para los Estados Unidos y nuestros amigos de todo el mundo”.

Bajo el nuevo plan espacial de la NASA, la agencia retirará su flotilla de lanzaderas espaciales a principios de 2011 y dependerá la nave Soyuz rusa para llevar a los astronautas a y desde la estación espacial hasta que esté disponible una nave comercial estadounidense.

Impulso al vuelo espacial comercial

El apoyo a la incipiente industria de vuelo espacial comercial estadounidense es una parte vital del futuro del país en el espacio, dijo el Presidente Obama.

En su declaración, el Presidente Obama dijo: “Esta política trata de las ilimitadas posibilidades del futuro. Por esto es por lo que buscamos espolear una boyante industrial espacial comercial, para incrementar rápidamente nuestras capacidades en el espacio a la vez que aumentamos la competitividad estadounidense en la economía global”.

A pesar de que la nueva política espacial se centra en la cooperación internacional, aún es demasiado pronto para saber su países concretos, tales como China, serán capaces de participar en los actuales proyectos que implican a la NASA, por ejemplo la Estación Espacial Internacional, o en futuros proyectos espaciales de Estados Unidos.

Los funcionarios de la NASA han descargado recientes informes de Rusia que sugieren que funcionarios espaciales rusos invitaron a China a unirse al proyecto de la Estación Espacial Internacional. La estación de 100 mil millones de dólares ha estado en construcción por 16 países socios distintos desde 1998 y ahora está casi completa.

“Creo que es un poco prematuro hablar de China y la Estación Espacial. Obviamente, es un tema muy complejo”, dice Jim Kohlenberger, jefe de personal de la Oficina de la Casa Blanca para Políticas de Ciencia y Tecnología. “No hay planes inminentes para incluir a China ahora mismo, y obviamente tendríamos que discutirlo con nuestro socios internacionales”.

Los analistas de la nueva política espacial del Presidente Obama dijo que va más allá respecto a la asociación internacional que las anteriores políticas presentadas por el anterior Presidente George W. Bush.

Mientras que la política de la era Bush tomó una aproximación unilateral a las actividades de Estados Unidos en el espacio, la política de la administración Obama se abriría más en algunas áreas – tales como nuevos acuerdos de control armamentístico y temas de seguridad espacial – a las propuestas internacionales.

“Esto es de una importancia clave”, dice Laura Grego, científico senior de la Union of Concerned Scientists. “No hay forma de que podamos lograr independientemente una seguridad espacial duradera. Vamos a tener que coordinarnos y cooperar con otras naciones que van al espacio. Esa es la naturaleza del espacio.


Autor: Tariq Malik
Fecha Original: 28 de junio de 2010
Enlace Original

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *