Los científicos dudan de las afirmaciones sobre vida alienígena en un meteorito

El reciente anuncio de un científico de la NASA sobre pruebas de vida alienígena en meteoritos del espacio exterior, ha creado una tormenta de controversia que, según los investigadores, es poco probable que se calme pronto.

La afirmación, realizada el viernes 4 de marzo, calificada como “asombrosa investigación que acabará con los paradigmas”, por el Journal of Cosmology, que publicó los hallazgos, ha sido ridiculizada por los críticos, uno de los cuales se ha referido a la misma como “basura”.

Filamentos en el meteorito Orgueil


El hallazgo

El astrobiólogo Richard Hoover, del Centro de Vuelo Espacial Marshall de la NASA en Huntsville, Alabama, usó microscopios  electrónicos de barrido para analizar muestras de meteoritos carbonáceos que cayeron a la Tierra desde el espacio.

Basándose en la aparición de “filamentos” y otras características que recuerdan a microbios, Hoover defiende que los meteoritos contienen vida fosilizada en forma de cianobacterias – organismos unicelulares también conocidos como algas azul-verdosas. Apoya esta afirmación presentando pruebas de compuestos químicos presentes en los meteoritos, que son consistentes con un origen biológico.

Hoover escribe que el “tamaño, estructura, características morfológicas detalladas y composición química de los filamentos de los meteoritos no son consistentes con ninguna especie mineral conocida”, y por tanto deben ser pruebas de vida unicelular en las rocas.

De ser cierto, el descubrimiento implicaría que la vida en el universo no es única del planeta Tierra – que podría haber surgido múltiples veces en otras localizaciones, o incluso que la vida en la Tierra se originó en el espacio y se depositó en nuestro planeta gracias a los meteoritos.

“Dado que esto sería un resultado muy importante de ser cierto, los científicos están empezando a hacer lo que deberían hacer: Ser escépticos”, dice el astrónomo Seth Shosthak del Instituto de Búsqueda de Inteligencia Extraterrestre (SETI) en Mountain View, California.

La reacción

Shostak dice que el artículo es “una revisión extensa y cuidadosa” de los hallazgos de Hoover, pero señala que no acumula pruebas convincentes.

“Si observas las imágenes del microscopio, ciertamente son sugerentes – tienen el mismo aspecto que las imágenes tomadas a distintas bacterias terrestres”, comenta Shostak a SPACE.com. ”Pero de nuevo, aunque intrigante, no se consideraría una demostración. Si la similitud de apariencia fuese todo lo que se necesita para demostrar la similitud de una especie, sería bastante fácil demostrar que hay grandes animales viviendo en el cielo, dado que veo nubes que tienen su aspecto”.

Lo mismo pasa con las pruebas químicas presentadas por Hoover, comenta Shosthak. Aunque estos compuestos podrían haber sido producidos por vida microbiana, también podrían haber sido creados por procesos no biológicos comunes.

El tipo de microbio que Hoover afirma haber descubierto también ha provocado el escepticismo de algunos científicos.

Las cianobacterias viven en agua líquida y son fotosintéticas, lo que significa que convierten el dióxido de carbono en compuestos orgánicos usando la energía de la luz solar. Esto implica que los meteoritos tendrían que tener agua líquida expuesta a la luz solar, y también tendría que tener presente altas concentraciones de oxígeno, dice el astrobiólogo Chris McKay del Centro de Investigación Ames de la NASA en Moffet Field, California.

Tal escenario es improbable basándonos en nuestra actual comprensión de los meteoritos, comenta McKay. Si contienen agua líquida, probablemente está en su interior, no en la superficie, donde estaría en contacto con la luz solar.

McKay dice que los hallazgos de Hoover sugieren que los filamentos de las imágenes de microscopio son formas aleatorias, o que el entorno de los meteoritos es muy distinto a lo que esperaban los científicos.

Expresó su respeto por el método general del estudio, y dijo que Hoover había presentado suficientes pruebas de que las estructuras presentes proceden de meteoritos y no fueron introducidas como contaminación después de que las rocas aterrizaran en la Tierra.

“Richard Hoover es un microscopista cuidadoso y consumado, por lo que hay razones para creer que las estructuras que ha visto están presentes y no se deben a contaminación”, escribe McKay en un e-mail a SPACE.com.

Cuestionando la revista

Tan pronto como se anunció el artículo, algunos científicos fueron reticentes a darle crédito basándose en la reputación de Journal of Cosmology.

“No es en absoluto una revista científica real, sino que es un sitio web alrededor del cual se reúne un pequeño grupo de excéntricos académicos obsesionados con la idea de [Fred] Hoyle y [Chandra] Wickramasinghe de que la vida se originó en el espacio exterior y simplemente llovió sobre la Tierra”, escribe P.Z. Myers, biólogo de la Universidad de Minnesota, en Morris, en su popular blog de ciencia Pharyngula. “No existe en versión impresa, consiste sólo en una rudimentaria y fea web que parece que fue absorbida por un agujero de gusano en la década de 1990, y publica grandes cantidades de ruido vacío sin una sustancial restricción editorial”.

Myers también se refiere al artículo como “basura”.

Rosie Redfield, microbióloga de la Universidad de British Columbia, cuestionó si los artículos de la revista realmente son revisados por pares, como se afirma.

“La revista anuncia orgullosamente que está trabajando en, y publicará, 100 revisiones posteriores a la publicación”, escribe en su blog, RRResearch. ”¿Pero pasó por alguna revisión antes de su publicación?  Estará cerrada en pocos meses, después de dos años de publicación on-line (los 13 volúmenes son en realidad 13 ejemplares). Sus estándares de presentación son bastante malos – no parecen haberse esforzado en editar o formatear el texto para la publicación (ni siquiera números de página)”.

La NASA confirmó que el artículo no había sido revisado por pares.

“NASA no puede estar detrás o dar soporte a afirmaciones científicas que no hayan sido revisadas por pares o examinadas en detalle por otros expertos cualificados”, dice Paul Hertz, científico jefe de la Junta de Misión Científica de la NASA en Washington, D.C., en un comunicado. “Este artículo se envió en 2007 a International Journal of Astrobiology. Sin embargo, no se completó el proceso de revisión por pares para tal envío”.

Algunos científicos con los que contactamos para preguntarles por el artículo no hicieron comentarios oficialmente, pero dijeron que la investigación no merece atención.

Los editores de Journal of Cosmology descartan tales ataques catalogándolos de “el equivalente a las burlas en el patio del colegio de niños celosos”, en un comunicado de prensa posterior al anuncio del artículo.

En respuesta a algunas críticas cuestionando por qué la investigación no se publicó en revistas más prestigiosas como Science o Nature, Journal of Cosmology respondió en un comunicado que “tanto Science como Nature tienen una sucia historia de rechazo de artículos extremadamente importantes, algunos de los cuales posteriormente lograron que los autores ganaran un Premio Nobel”.

Science y Nature están en el negocio de hacer dinero”, acusa la revista. “El Journal of Cosmology, es gratis, de acceso libre, y está en el negocio de promover la ciencia”.

Ya hemos visto esto antes

Ésta no es la primera vez que surge un debate sobre las posibles evidencias de vida en los meteoritos.

En 1996, unos investigadores hicieron mucho ruido cuando anunciaron pruebas de vida microbiana fosilizada en un meteorito de Marte conocido como Allan Hills 84001 (ALH 84001).El autor principal del artículo que anunció estos hallazgos en la revista Science fue David McKay, investigador del Centro Espacial Johnson de la NASA (no confundir con Chris McKay de NASA Ames). La afirmación desató los titulares en los periódicos de todo el mundo en esa época, e incluso un comunicado del Presidente Bill Clinton.

Pero en los años que han pasado desde entonces, los científicos han cuestionado dichos hallazgos – y la mayoría sigue sin convencerse de que el meteorito ofrezca pruebas concluyentes.

“Las anteriores afirmaciones de pruebas de microfósiles en ALH 84001 siguen siendo controvertidas, en el mejor caso, a pesar de más de una década de dedicada investigación por parte de muchos grupos y docenas de artículos científicos sobre el tema”, dice la geóloga planetaria Victoria Hamilton del Instituto de Investigación Southwest en Boulder, Colorado. “Soy escéptica sobre que esta nueva afirmación sea menos controvertida o más fácil de demostrar o falsar”.

Shostak dice que la cautela después de la controversia sobre el Allan Hills puede pesar en este anuncio.

“El resultado del ALH 84001 estaba basado en imágenes y pruebas químicas, muy similar a la historia actual”, comenta Shostak. ”Y creo que eso es, en gran parte, la razón por la que muchos expertos de este campo se mantienen escépticos sobre las afirmaciones de Hoover sobre haber encontrado vida que se formó en cometas”.

Finalmente, este hallazgo, como el informe del Allan Hills, no es suficiente para zanjar la discusión en un sentido u otro.

“A veces, los resultados científicos son ambiguos, y se reciben con el refrán común (y poco inspirador)  de que “se necesita más investigación”, comenta Shostak. “Este es el caso que tenemos aquí”. Necesitamos pruebas procedentes de otras aproximaciones y de otros investigadores”.

Se puede leer el artículo de Hoover en Journal of Cosmology.


Autor: Clara Moskowitz
Fecha Original: 7 de marzo de 2011
Enlace Original

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • StumbleUpon
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Twitter
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • Identi.ca
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Netvibes
  • Orkut
  • PDF
  • Reddit
  • Tumblr
  • Wikio
This page is wiki editable click here to edit this page.

Like This Post? Share It

Comments (14)

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: El reciente anuncio de un científico de la NASA sobre pruebas de vida alienígena en meteoritos del espacio exterior, ha creado una tormenta de controversia que, según los investigadores, es poco probable que se calme pronto. …..

  2. jurl

    Lo que resulta sorprendente (casi insultante) es que haya que tener una fe previa en una ideología (panespermia, en este caso) para ocuparse de ciertos temas que están dejados de la mano de Dios xD. Ais, ¿es constitucional del ser humano o -espero- es sólo cultural? Lo que está claro es que tampoco la “presión evolutiva” sobre el CV ayuda mucho…

    Estas cosas sólo evidencian lo poquísimo que sabemos de todo, y la necesidad de mirar todo y en todas partes continuamente. Y sí, es tentador pensar que, aunque ni sean formas de vida ni lleguen siquiera a pasos previos, estas formaciones puedan tener un papel en el origen de ésta (si pasa en un pedrusco marciano o asteroidal, puede pasar en uno terrícola. O venusino).

  3. edgar

    Se puede zanjar el problema si otros astrobiologos analizan los dos meteoritos correspondientes.

    un dato: el editor de la Web journal a cosmology, es el dr rudy schild, amigo del fallecido psiquiatra john mack, este dijo que las abducciones ET eran verdaderas. Rudy tambien investiga los fenomenos paranormales y los relaciona con la astrofisica! Les suena??

    • jurl

      Schild sí, ha publicado 250 trabajos teóricos y es un astrofísico reputado, de hecho ha propuesto otra variante de la idea de MECOs, es decir, que los agujeros negros no pueden existir por una serie de razones teóricas, e incluso -en su modelo teórico- propone una forma de falsar su teoría, él propone que un objeto considerado como agujero negro (que no serían tales, sino MECOs, objetos magnetosféricos en eterno colapso), generaría campo magnético propio, a diferencia de la teoría aceptada sobre los agujeros negros, que indica que obviamente no pueden tenerlo (sí lo tendría el disco de acreción en torno a ellos, pero no es lo mismo). La diferencia no es sutil, es basta y vasta xD, él propone que ha localizado tal objeto (un AN que no sería AN porque tiene campo magnético) en http://en.wikipedia.org/wiki/Twin_Quasar

      Al otro pollo sí que no lo conocía de nada, he estado leyendo que hubo un follón en Harvard al respecto de sus intereses investigadores, pero que respetaron su libertad de hacer con su tiempo libre lo que le dé la gana (naturalmente). Particularmente sí tengo un cierto interés (espero que no morbosidad xD) en leer lo que una persona de tal formación académica pueda aducir sobre abducciones varias (realmente: no tengo pajolera idea de lo que dice), pero es que (a) tengo un fuerte sesgo para esas cosas y (b) lo malo de las magufadas, es que no son NADA originales…

      • edgar

        Si es interesante la idea que apoya, Es lo poco rescatable de Schild, por que lo demás ya es alucinante, Como decir que la energía oscura estaba relacionada con la telepatía !TOMA YA!

        Sobre John mack, aquí hay un documental póstumo, en donde se habla de sus investigaciones, (en la primera parte aparece Rudy Shchild dando su opinión del tema)
        http://www.youtube.com/watch?v=wspOiTQNc5M

        • jurl

          Pues qué quieres que te diga, casi que también me parece bien que relacione la energía oscura con esas cosas, en mi opinión forman parte del mismo concepto xDDDDDD

          Pues no entiendo, y ya no sé si llegaré a entender, cómo alguien que tiene una formación académica puede llegar a decir tamaña chorrada. Entiendo que dice eso porque realmente se lo cree. Además en este caso es doble fe con tirabuzón, primero por creer en la energía oscura (que es una conjetura basada en un edificio teórico bastante chapucero y con demasiadas suposiciones), segundo por creer en la telepatía (que es una creencia sin el más mínimo sustento empírico) y tercero por relacionar ambas cosas. Aparte, se me hace curioso (Ilamativo) que alguien que se tome la molestia de cuestionar los AN como concepto se prodigue en esas extravagancias, digamos (para el caso, no tenía necesidad). Da que pensar sobre motivos profundos y, claro, dibuja un cuadro un poco desfavorable :P

  4. Víctor

    Dado que estos meteoritos, probablemente son nativos del sistema solar, ¿por que no se maneja la otra opción posible?:

    Durante más de 3,000 millones de años la biosfera de la tierra ha estado sembrando vida en el sistema solar y en su vecindario galáctico y quizás estos posibles fósiles sean organismos de origen terrestre.

    Como apunta el comentario de Jurl, hay que ser consiente de lo mucho que se desconoce y de que las ideologías nos limitan. Hablo aquí de la teoría de la panespermia y en el encono en determinar el origen de la vida en la tierra, bajo las tesis positivistas del siglo XIX.
    Cuando el positivismo ha sido desacreditado en los últimos 90 años.

    • Víctor,

      ¿cómo se supone que la biosfera de la tierra manda organismos al sistema solar? ¿Mediante el Vesubio? :D

      Lo que yo no entiendo es por qué alguien necesita creer que la vida tuvo que venir fuera de la Tierra. ¿No tiene el planeta suficientes recuersos y componentes para crearla? Es decir, ¿qué añade la panspermia que no tenga la teoría de que un planeta con las condiciones necesarias pueda generar vida?

      Por otro lado, volvemos a la paradoja de las distancias si alguien cree que probar vida en otros lados será tan sencillo. El Universo no es una caja de zapatos, precisamente.

      Saludos.

      • jurl

        El Vesubio no, pero el Krakatoa podría servir ;) . Y no sabemos la frecuencia de estos fenómenos, el Krakatoa fue hace un par de siglos, la isla griega de Santorini (que es una conocida propuesta arqueológico-festiva sobre la ubicación de la hipotética Atlántida) saltó por los aires de igual manera hace pocos milenios.

        Normalmente son impactos de meteoritos los que vuelven a reenviar material al espacio. SI ahora mismo me pides mi opinión yo también creo que es muy poco probable, pero nadie apostaba tampoco porque gusanos sobreviviesen a la desintegración de la Columbia, qué no podrían hacer bacterias o similares. El impacto de Chicxulub arrojó sin dudas material al espacio.

        Una de las cosas que esperan encontrarse en la superficie de la Luna es material procedente de todo el vecindario del sistema. Incluyendo rocas terrestres que en su momento fueron eyectadas y estarán allí.

        Es decir, que como contraargumento me temo que no nos vale, o no al menos mientras no tengamos más pruebas.

        Por lo demás, estoy de acuerdo totalmente con lo que dices. En el fondo la panspermia no es más que un traslado del problema. Puede ser correcta y cierta, naturalmente, pero en realidad no resuelve el asunto, es más, lo amplía y lo vuelve más complejo xD. Así que este punto para nosotros.

  5. Sergio

    Si las imagenes parecen ser realmente del interior de los cometas, y tiene las estructuras que salen en las fotos, entonces, lo “unico” contra el hallazgo es que la gente implicada tiene un poco de mala fama y que el articulo no fue revisado por pares antes de publicarse…

    Para un anuncio tan espectacular, con pruebas microscopicas (y quimicas) tan complejas como las fotos que acompañan el paper, no se, esperaba una refutación con mas base de los cientificos o bien una avalancha de equipos dispuestos a comprobarlo antes que nadie.

    A mi, que no conozco mucho el tema, me parece un gran hallazgo AUNQUE finalmente no sean bacterias extra terrestres, y como miniumo habría que repetir y re-analizar la spruebas, no matar al mensajero (auqnue no sresulte “feo”).

  6. Carlus

    No creo que la panspermia solo traslade el problema, aunque es cierto que no lo resuelve. Viene a explicar la imposibilidad de generar vida en un laboratorio. Desmiente que la vida se pueda generar de forma espontánea en cualquier sistema que reuna unas condiciones faborables, siendo, por decirlo así, una consecuencia de la misma materia. En resumen, propone que la vida es un fenómeno mucho mas complejo de lo que alcanzamos a imaginar, de momento.

    • jurl

      La imposibilidad de generar vida en un laboratorio se debe a que no tenemos ni pajolera idea casi ni de lo que es, no a que no sea replicable per se (y el tiempo dirá si los recursos necesarios para esto son viables o no, en principio, por qué no). Ahora, yo no sabía que la panspermia dijese eso de que la vida no es una propiedad natural que surge espontáneamente con condiciones concurrentes (no favorables, es condición necesaria pero no suficiente), imagino que en su versión hard dirá que la vida se formó por archimegasupercasualidad en alguna parte y de ahí se propagó, pero… va a ser que no. La versión consistente implica todo lo contrario: que la vida se forma con más facilidad en las condiciones del espacio exterior y después echa raíces en algunos mundos planetarios (o donde sea). Entonces nuestras replicaciones de laboratorio aparte de ser palos de ciego son totalmente erróneas, porque reproducen condiciones que no son las que generan seres vivos.

      O eso entiendo, si estoy equivocado, como siempre se agradece la puntualización.

      Que la vida es un fenómeno que se nos escapa incluso a la hora de describirlo eso es evidente. Por eso se sigue discutiendo que si galgos o si podencos. Ahora, en la parte que interesa, el trabajo de investigación, la mayor parte de lo que se hace en panspermia no sirve de mucho, por eso digo que se limitan a trasladar el problema. Puntos prácticos por ejemplo serían: probar que es más fácil una selección natural a favor de aminoácidos levógiros o dextrógiros pues qué sé yo, un campo magnético interplanetario, o la polarización de la luz del disco de acreción primitivo, o poder probar que la agregación de determinadas estructuras en ingravidez bajo LV sobre granos de polvo típicos del espacio interesterlar produce otras estructuras que no son posibles en entornos atmosféricos, cosas de éstas. No esperar que lluevan bacterias en la India, vamos.

  7. pasodeloshumanos

    La panspermia no pretende competir con la idea de la megasupercasualidad de la generación espontánea de vida en la tierra, la panspermia es una posibilidad de su llegada a la tierra. A ver, si como se ha dicho aquí, de la tierra se ha podido arrojar materia con bacterias al espacio, y como se comenta sobre el Columbia esta puede sobrevivir y acabar por ejemplo en Marte… lo mismo puede suceder al revés. Teóricamente la panspermia es mas que posible, aunque la vida hubiera surgido en la tierra. Si el medio de transmisión de vida que propone la panspermia es posible, y lo que no sabemos es cómo ni donde ni cuando surgió la vida, al menos hay que tener este invento muy en cuenta, ¿o esta lógica no es válida?. La clave es no verlo como algo antagónico al origen de la vida (no entiedo porque muchos científicos lo ven así) sino como una posibilidad (para mi demostrada con lo del Columbia) que no es que traslade el problema, sino que da muchas mas opciones posibles. Otra cosa es la pereza que pueda dar empezara a tomarlas a consideración.

  8. jagarcia1980

    Yo veo mas el tema como la eterna discusión y la constante tentación humana de poner a la tierra en el centro del universo y al hombre en el centro de la tierra. Para tener un criterio claro y poder dar mi opinión, o al menos una opinión que mereciera ser tenida en cuenta debería hablar con conocimientos de física y dinámica estelar que no tengo pero algo que siempre he tenido claro en mi vida y que ha guiado mis decisiones es que rara vez la realidad gira a tu alrededor. Creo que el principal escollo de las explicaciones al origen de la vida es que no se puede explicar como algo tan complejo pudo aparecer tan rápido y en una fase tan temprana del desarrollo del planeta. Para mi la panspermia da una explicación razonable a este hecho. Y aunque lo considero una explicación que precisa de un cierto grado de hipotesis y suposiciones, y que sin duda es mas fácil pensar que existe una predisposión de la propia materia a la autoorganización y este proceso en extremis condujo a la vida en la tierra, la panspermia me parece una teoría respetable y desde luego mucho mas hermosa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *