Relaciones beneficiosas

Artículo publicado por Rachel Ehrenberg el 25 de agosto de 2011 en Science News

Las poblaciones modernas adquirieron importante ADN del sistema inmunológico a partir de antiguas relaciones entre especies.

La promiscuidad puede exponerte a las enfermedades, pero, al menos en el curso de la evolución humana, puede ayudar a luchar contra ellas. Una nueva investigación sugiere que hace miles de años los seres humanos adquirieron importantes genes del sistema inmune a través de relaciones con algunos de nuestros primos homínidos extintos, los Neandertales y Denisovanos. Estos coqueteos pudieron haber permitido a los humanos modernos sobrevivir en regiones donde los agentes patógenos desconocidos podrían haber acabado con ellos.

Réplica de Neandertal © Crédito JacobEnos


Muchas poblaciones de humanos modernos parecen tener las mismas versiones de ciertos genes del sistema inmunológico que los hallados en esos antiguos familiares, según informa on-line un equipo de investigadores en el ejemplar del 25 de agosto de Science. Las versiones de Neandertales y Denisovanos son más frecuentes en las poblaciones modernas de Europa y Asia. Debido a que las poblaciones africanas modernas contienen poco o nada de estas variantes genéticas antiguas, el descubrimiento sugiere que los humanos las adquirieron después de salir de África y mezclarse con Neandertales y Denisovanos en Europa y Asia.

“Es algo increíble”, dice Daniel Geraghty, un especialista en genética e inmunología en el Centro de Investigación del Cáncer Fred Hutchinson en Seattle. “Han hecho un gran trabajo hilando los hechos para llegar a una historia muy plausible y potente de lo que podría haber ocurrido con la especie humana cuando se expandió fuera de África”.

Anteriores investigaciones sugieren que los seres humanos procrearon tanto con Neandertales como con Denisovanos, una especie estrechamente relacionada conocida sólo por el fósil de un hueso de dedo encontrado en una cueva de Siberia. Los genomas modernos de Eurasia contienen hasta un 4 por ciento de ADN Neandertal, y el ADN de los melanesios de Papúa Nueva Guinea es del 4 al 6 por ciento Denisovano (SN: 05.06.10, 15.01.11).

Abi-Rached Laurent, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Stanford en California y sus colegas, decidieron centrarse en tres genes en particular del sistema inmune conocidos como genes HLA, que ayudan al cuerpo a reconocer a los invasores extraños, potencialmente peligrosos. De hecho, las coincidencias de HLA en donantes y receptores son cruciales para los trasplantes de órganos y otros tejidos.

Utilizando el mapa genético de tres Neandertales, el Denisovano, y la información genética actual procedente de registros de donantes de médula ósea / células madre, los investigadores compararon las frecuencias de diferentes versiones de los genes HLA. Se usaron simulaciones por ordenador para evaluar si las frecuencias observadas eran inusuales.

Los resultados indican que los humanos definitivamente produjeron descendencia con los Neandertales y Denisovanos. En algunos casos, esa descendencia adquirió versiones arcaicas de los genes que impartieron tales beneficios que con el tiempo llegaron a extenderse. Una versión Denisovana de un gen HLA, por ejemplo, parece estar presente en el 50 al 60 por ciento de la población de China y Papúa Nueva Guinea.

Los expertos en evolución y genética dicen que los resultados son muy interesantes, pero exhortan a la prudencia en la interpretación de los datos. Dado que los genes del sistema inmune estarían sujetos a una intensa selección – tener los equivocados sería fatal – no está claro exactamente qué factores dieron forma a los patrones genéticos de hoy en día, dice David Reich, de la Facultad de Medicina de Harvard Instituto Broad en Cambridge, Massachusetts. Reich fue investigador principal en los estudios previos que desentrañaron el genoma de los Neandertales y Denisovanos.


Autor: Rachel Ehrenberg
Fecha Original: 25 de agosto de 2011
Enlace Original

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • StumbleUpon
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Twitter
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • Identi.ca
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Netvibes
  • Orkut
  • PDF
  • Reddit
  • Tumblr
  • Wikio
This page is wiki editable click here to edit this page.

Like This Post? Share It

Comments (10)

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Artículo publicado por Rachel Ehrenberg el 25 de agosto de 2011 en Science News Las poblaciones modernas adquirieron importante ADN del sistema inmunológico a partir de antiguas relaciones entre especies. La promiscuidad pued…..

  2. Fandila

    Pero yo siempre estuve en la creencia que los Neandertales y los Homo Sapiens eran incompatibles genéticamente.

    • Fandila

      Relaciones beneficiosas no significa intercambio de genes, si ambos humanoides eran compatibles geneticamente.
      Puede ser que la creencia de antes no sea cierta, eso sí

  3. pepito

    ¿Y qué pasa con los africanos y australianos? Como dice el artículo ellos no tuvieron relación ninguna con los neandertales.

    • OzzyBulla

      No se con los australianos. Con los africanos, no nos olvidemos que hasta hoy tienen la mayor diversidad genética: hay mas diferencia genética entre un senegalés y un etiope quetre un noruego y un japonés. Entiendo que por eso mismo no les fue tan necesaria (o útil) la adquisición de genes distintos porque ya tenían esa diversidad.

  4. Ahora resulta que las creencias que uno tenìa sobre mezclas en la relaciòn familiar que era muy perjudicial, no lo es.

  5. armin666

    Pues pregúntale a los Borbones…

  6. sdf

    Bueno.. eso de coqueteos está bien para que suene mejor. pero fijo que fueron muchas de ellas violentas jejej, estos neardentales …. k juguetones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *