Herschel ayuda a detectar señales esquivas del universo primigenio

Artículo publicado el 2 de octubre de 2013 en ESA

Gracias al observatorio espacial Herschel de la ESA y a un telescopio de la Antártida, un equipo de astrónomos ha detectado por primera vez una tenue distorsión en la radiación fósil del Big Bang que allana el camino para desvelar los primeros instantes de existencia del Universo.

Esta esquiva señal está relacionada con la distorsión que sufrió la primera luz del Universo en su viaje hacia la Tierra, debida a la influencia de los cúmulos de galaxias y de la materia oscura, una sustancia invisible que sólo se puede detectar de forma indirecta a través de sus perturbaciones gravitatorias.

La luz del Big Bang por Herschel

La luz del Big Bang por Herschel Crédito: ESA

Seguir Leyendo…